Un zumo de naranja al día

publicado en: Zumos | 0

Es sorprendente e indignante que en un país donde la naranja es símbolo y distintivo, un simple zumo de este cítrico tenga un precio tan desquiciado.

Como lo es también que en algunas capitales europeas cuyo clima no permite cultivar naranjas ofrezcan zumos de más calidad y menos precio del que se paga aquí o que haya establecimientos que tengan el valor de mezclar este sabroso zumo con agua.

Un zumo de naranja al día, un hábito muy saludable

Expresadas estas pertinentes protestas, hay que decir que este es un muy buen hábito cotidiano que no debe dejarse, incluso si hay que tomarlo fuera de casa a precio de oro.

zumo de naranjaDe entrada, porque las naranjas ahora son la fruta del tiempo y esto es siempre la mejor opción. Pero, además, esta popular fruta es una fuente de vitamina C muy que tener en cuenta. Hay que recordar que gracias a esta vitamina, que no cura resfriados, pero sí mantiene el sistema inmunitario en forma, se favorece la síntesis de colágeno, un correcto funcionamiento del sistema nervioso y una verdadera acción antioxidante en el organismo, entre otras cosas.

Pero no quedan ahí las ventajas de este zumo ya que aporta también una buena dosis de carotenos, sustancias que en parte dan color a la naranja y que también tienen una acción antioxidante y son precursoras de la vitamina A.

La naranja tiene, además, dosis elevadas de ácido fólico y de potasio -maravilloso en los hipertensos-, a lo que se suman pequeñas cantidades de calcio, magnesio y flavonoides, sustancias protectoras contra diversas enfermedades.

En cuanto a la fibra, y este es uno de los pocos defectos del zumo, contiene lógicamente menos que si se toma la naranja entera. De ahí que esta última sea más nutritiva y saciante.

Este zumo es apto y deseable para todos, pero ideal para fumadores (necesitan dosis extra de vitamina C), embarazadas y personas en general poco amantes de la fruta entera.

Consejos para hacer zumos de naranja

Si una persona quiere disfrutar de todas las virtudes de un zumo de naranja, ha de seguir estas normas:

Hacer el zumo con al menos dos naranjas muy frescas.
Elegir naranjas que lleven poco tiempo de almacenamiento. Nunca más de una semana.
Una buena naranja tiene un color brillante, un pedúnculo verde y cierto peso.
Tomar el zumo acabado de hacer y colocarlo en un vaso opaco.
Procurar que el zumo incluya algo de pulpa.
Unas gotitas de limón ayudarán a conservar mejor las vitaminas del zumo.
Si no hay más remedio que tomar el zumo fuera de casa, este ha de ser natural, llevar poco tiempo hecho y tener un volumen correcto, es decir, no inferior a 150 cc.

Y una última apreciación: pese a que los zumos envasados cada vez tienen más calidad, por ahora no son comparables con los hechos al momento.

Summary
Article Name
Un zumo de naranja al día
Author
Description
Un zumo de naranja al día, un hábito muy saludable

Dejar una opinión